domingo, 16 de agosto de 2015

Benny necesitaba ayuda.

Y se la pidió a su amigo Austin. Y éste, decidió ayudarle. Para eso están los amigos.
- ¡Mira, que necesito algo gordo dentro de mí!



- ¡Mi agujero está hambriento!
- A ver...



Hecha la petición, el amigo cumple.






No hay comentarios:

Publicar un comentario

Di algo, hombre. No te cortes.