sábado, 6 de diciembre de 2014

Acción en penumbra.

Una luz tenue, quizás una música suave y romántica. Sin prisas. Disfrutando de cada segundo. Disfrutando de cada milímetro del otro y sintiendo como él disfruta de cada célula de nuestra piel.







No hay comentarios:

Publicar un comentario

Di algo, hombre. No te cortes.