jueves, 24 de enero de 2013

No hace falta desnudarse...








... para provocar... a veces vale con una mirada, con un dedo paseando por alguna parte del cuerpo... o una mirada... o una pose... o agarrarse el paquete... no hace falta siquiera mirar a quiénes se provoca... mirando al cielo se ganan muchas batallas, o mirando al infinito...

3 comentarios:

  1. Eso espero que uno de esos chicos se fije en mi y me dedique una de esas provocaciones... Jijijijiji...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Pues es verdad que se puede apelar a la imaginación y provocar de mil maneras distintas, y que a veces la imaginación y el deseo forman tal círculo vicioso que al final se acaba el círculo y queda sólo vicio jajaja

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Al chico de la segunda foto se le imagina bien, sin desnudarse siquiera.

    ResponderEliminar

Di algo, hombre. No te cortes.